¿Qué es un troyano informatico?

 

En términos cibernéticos, un caballo de Troya es un componente de malware que puede dañar, robar o de algún otro modo damnificar los datos en su red de ordenadores. A menudo llamados Troyanos a secas, este software malicioso normalmente está disfrazado de programa de ordenador legítimo. Una vez descargado e instalado en su sistema, permite a los hackers espiar su actividad en la red, acceder y copiar archivos desde su disco duro, modificar y eliminar sus datos, entorpecer el rendimiento de su ordenador e incluso robar su información personal.

Los caballos de Troya primero aparecieron como software no malicioso a mediados de los años 70, y desde entonces han experimentado diferentes niveles de desarrollo. A finales de los años ochenta, el primer tipo de ransomware fue el llamado Troyano SIDA distribuido a través de los disquetes. A principios de los 2000, los Troyanos habían evolucionado hasta permitir a sus creadores tomar el control absoluto del ordenador infectado con el uso de tecnología de administración a distancia.

Hoy en día, los caballos Troyanos se distribuyen de la misma manera que cualquier otro tipo de malware. Víctimas inocentes pueden descargar un Troyano con total convencimiento de que están descargando un componente legítimo de software gratuito (por ejemplo software para compartir archivos, paquetes de códec para audio/vídeo o programas de seguridad gratuitos). También puede acabar en su ordenador si hacen click en enlaces y descargan archivos adjuntos dentro de emails sospechosos, o visitan páginas web maliciosas o con contenido para adultos que están plagadas de ventanas emergentes y enlaces de redirección.

Mucha gente se refiere a los Troyanos como virus, pero esto es incorrecto. Mientras que los virus se pueden auto ejecutar y reproducir, los Troyanos no pueden hacer esto. En su lugar, el usuario tiene que ejecutar el Troyano al arrancar el programa o la instalación donde está alojado el Troyano. En cuanto a la capacidad de reproducción, los Troyanos no tienen la habilidad de reproducirse o infectar otros archivos, lo que los hace mucho más fáciles de eliminar de un sistema infectado.

¿Qué tipos de caballos de troya existen?

Hay muchos tipos de caballos de Troya en circulación, algunos de ellos son más dañinos que otros. Afortunadamente, la mayoría se puede detectar de manera rutinaria y eliminar con el mejor software antivirus. Los Troyanos son los responsables de entre 25 y 80% de todas las infecciones con malware en todo el mundo. Algunos de los tipos más comunes de Caballos de Troya son los siguientes:

Troyanos Backdoor (Entrada Secreta)

Como su propio nombre indica, este tipo de Caballos de Troya disponen de una entrada secreta, un pasadizo oculto a través del cual los hackers pueden entrar en su ordenador y tomar el control sobre él. Dependiendo de cómo de sofisticados sean, los Troyanos backdoor pueden ser usados para monitorizar su tráfico en la red y su actividad online, realizar y/o cancelar tareas y procesos, subir archivos sin su conocimiento y cambiar los ajustes de su ordenador.